26 junio 2005

DISCRIMINACIÓN SEXUAL Y LA JUNTA DE PORTAVOCES

[Reproducimos otro interesante y jugoso artículo del Prof. Lorda que hoy se publica en el Diario de Navarra. Como todos sabemos, desde edad temprana, la capacidad de razonar y de distinguir lo verdadero de lo falso está en todos los hombres y mujeres, aunque esa facultad no esté en cada uno igualmente desarrollada. También sabemos todos que no basta tener buen ingenio sino que lo importante es aplicarlo bien. Esto es patrimonio común de la Humanidad y no son argumentos religiosos, como algunos dicen a la vez que hacen una mueca despreciativa (por si alguien les mira...). Lo decía, por ejemplo, Descartes, con palabras similares a las aquí escritas y, como se sabe, René Descartes no fue precisamente un Padre de la Iglesia. Entendía que el sentido común es como el instinto de la verdad. Hace falta prestigiar el sentido común y, sobre todo, usarlo más. Cuando las personas normales, que no son homófobas, ni tienen diagnosticada ninguna otra fobia especial, se manifiestan masivamente -como en Madrid el pasado día 18- y se oponen a que a una pareja de homosexuales se les equipare legalmente con un matrimonio, tienen toda la razón y no hacen falta muchas explicaciones científicas, sino simplemente aplicar el sentido común y tener también, si no es pedir mucho, un mínimo de sentido jurídico. Como comentaba a este respecto un abogado y profesor universitario español, "a nadie se ofende si se trata de modo jurídicamente desigual lo que es distinto; al contrario, se ofendería a la justicia tratando igual lo desigual. Pero el sentido común percibe a simple vista que una unión entre dos personas del mismo sexo no es matrimonio, como no lo es una unión de cinco personas, o de una persona sola (recientemente se publicó un suelto sobre una artista que celebró su boda consigo misma, prometiéndose perpetua e indisoluble fidelidad)" -reproducido de Encuentra.com-. Volviendo al artículo de Lorda, dice, entre otras cosas: "Ahora por la presión de grupos gay, confundiendo toda la historia del derecho, se intenta decir que todo es matrimonio. Pero es evidente que se trata de fenómenos muy distintos, con un interés social muy distinto. Y que es muy conveniente, para la inteligencia y para la vida social, distinguir lo que es distinto." Muy interesante lectura. Es un soplo de aire fresco -de verdad, de bien- en un ambiente social no sólo enrarecido, sino que apesta a podrido...]

#181 Hogar Categoria-Matrimonio y Familia

por Juan Luis Lorda, profesor de Teología, Universidad de Navarra
_______________________

Todas las personas son dignas por el hecho del ser personas. Eso es lo que yo creo. Todo ser humano merece respeto, desde que es concebido hasta que muere. Y ningún adjetivo cambia, ni quita ni pone, esa dignidad fundamental. Da lo mismo que una persona sea alta o baja, vieja o joven, sana o enferma, hombre o mujer. Es igualmente digna: aunque, naturalmente, no es lo mismo ser joven que ser viejo, ser sano que ser enfermo, ser alto que ser bajo, ser hombre que ser mujer. Las palabras sirven para distinguir, que es una operación muy necesaria para la inteligencia. Poner nombres distintos a cosas distintas La Junta de Portavoces del Parlamento de Navarra, con rechazo de UPN y abstención de CDN, hizo recientemente una solemne declaración institucional comprometiéndose a «velar por hacer efectivo el derecho al matrimonio entre dos personas, sin discriminación por razón de sexo» y a «trabajar tanto en el ámbito legal como en educativo, cultural, comunicativo y social, de cara a superar los comportamientos homófobos». La Junta de portavoces está en su derecho a hacer las declaraciones que le parezcan y con toda la solemnidad que quiera. Es deseable que, en lo posible, sean coherentes. Aquí faltaría por aclarar qué significa «matrimonio». Si es una palabra cuyo significado depende de la Junta de portavoces o se basa en alguna realidad independiente de la Junta de Portavoces. Y también quién es el que declara y con qué criterio qué es homófobo. Si se le pone a todo el que no le cae simpático a alguien o se basa en alguna apreciación independiente y justa.

(ver el artículo completo)

1 Comments:

At 8:48 p. m., Blogger cambiaelmundo said...

Ha merecido cada segundo dedicado a su -atenta- lectura. ¡Qué difícil es hoy día hacer ver lo evidente! Lorda, una vez más, no defrauda.

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home