05 enero 2008

LA GRAN ESPERANZA

[Reproducimos dos comentarios a la segunda Encíclica de Benedicto XVI, "Spe Salvi": uno ha sido publicado por el periodista Juan José García-Noblejas en su blog Scriptor; el otro, se publicó en La Gaceta y su autor es el filósofo Alejandro Llano.

Con la salvación, dice el Papa, "se nos ha dado la esperanza, una esperanza fiable, gracias a la cual podemos afrontar nuestro presente: el presente, aunque sea un presente fatigoso, se puede vivir y aceptar si lleva hacia una meta, si podemos estar seguros de esta meta y si esta meta es tan grande que justifique el esfuerzo del camino".

Los cristianos “tienen un futuro, saben que su vida, en conjunto, no acaba en el vacío. El Evangelio no es solamente una comunicación de cosas que se pueden saber, sino una comunicación que comporta hechos y cambia la vida. La puerta oscura del tiempo, del futuro, ha sido abierta de par en par. Quien tiene esperanza vive de otra manera; se le ha dado una vida nueva".

Copio un párrafo del artículo de Alejandro Llano: "El ambiente bronco y violento que tantas veces impregna la sociedad actual no surge de crispaciones coyunturales ni encuentra su remedio en leyes coercitivas. Lo que el pesimismo colectivo denota es un déficit de esperanza, fomentado por quienes pretenden organizar la vida común con horizontes secularizados y, a la postre, materialistas. No hay remedios automáticos para las patologías sociales más acuciantes. Si las personas van perdiendo la visión de las dimensiones trascendentes, no tienen mucho que esperar. Y la amargura suele desembocar en un enfrentamiento que no acepta conciliaciones banales."

A su vez, en el artículo de Juan José García-Noblejas se dice entre otras muchas cosas: "
Parece que sobrevuela el pensamiento de San Agustín, y está claro el razonamiento en torno a las enormes deficiencias y puntos de falibilidad de la revolución francesa ilustrada y la revolución marxista, como fuentes de esperanza para el ser humano." (...) "Parecía de entrada un texto más bien teórico y académico. Hay que rendirse a la evidencia de que Benedicto XVI, además de ser un intelectual, es un pastor, y un hombre que entiende muy bien la dimensión social de las personas y de los tiempos que corren."]


# 420 Varios Categoria-Varios: Etica y antropología

por
Juan José García-Noblejas y Alejandro Llano
________________

(ver los artículos)

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home